martes, 24 de enero de 2017

Solo un segundo

Solo un segundo, solo eso se necesita, un segundo para enamorar a una persona, un segundo para odiarla, un segundo para desgarrarla, un segundo para hacerla sonreír, llorar, gritar...
Una acción, una simple palabra. Infravaloramos el poder que tenemos, tanto para hacer feliz a alguien como para destruirlo. Un segundo puede hacerse infinito si sabes como invertirlo.
Un segundo es todo lo que necesitas, un segundo, un segundo, un segun...



12 comentarios:

  1. Envidia me da de las personas que, como tú, saben transmitir tanto en unas pocas palabras. Y es que no estamos acostumbrados a valorar lo que tenemos y algo que es tremendamente valioso es el tiempo.

    ¡Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A veces la única forma que uno tiene de transmitir lo que siente es haciéndolo indirectamente. Muchas gracias^^

      Eliminar
  2. La verdad es que eres maravillosa en tu síntesis y es una reflexión muy cierta, solo un segundo basta para hacer feliz o destruir a alguien. solo un segundo separa la vida de la muerte.

    Sigue asi!

    Beso!

    ResponderEliminar
  3. ¿Lo has escrito tú?
    ¡Es precioso!
    Da que pensar...

    ResponderEliminar